Columna vertebral

_taskcape

Escrito por arquirenes 24-02-2014 en Proy_V. Comentarios (0)

A menudo hacemos el camino de vuelta a casa con rutina. Paso por al lado de la tienda de mascotas, al girar a la derecha está la farola defectuosa que a menudo parpadea y en la quinta planta del edificio donde vive la peluquera, hay una ventana llena de posits. De alguna forma todas estas señales nos aportan información, pero ¿Qué pasaría si un día no estuvieran esas cosas que te indican que te estas acercando a casa? ¿Y si tu fachada cada día tuviera un color distinto o las ventanas se multiplicaran?

Nos situamos en la capital española. De este a oeste, el centro de la ciudad se encuentra respaldado por dos grandes zonas verdes, el parque del Retiro y el parque de Atenas, que ofrecen un lugar de descanso, frescura y cobijo del sol. Es este el ambiente que buscamos para la localización de la casa para María. Por otro lado, la orientación idónea para que el sol no incida directamente sobre la calle, es de norte a sur. Creo que conozco este sitio, con estas características.

Descendiendo de la Plaza Mayor, atravieso la desordenada trama atajando por la amplia avenida que es más directa y está llena de comercios. Así, llegando a la plaza Cascorro, encuentro una bifurcación; elijo tomar la derecha, la calle arbolada. Está en pendiente y sombría, así que resulta confortable descender por ella, aunque un tanto inanimada. La mayoría de los bajos están cerrados, y apenas se ve el final de los edificios debido a la espesa manta verde que cubre la calle. Podría situarse en cualquier parte, cualquier ciudad, no resulta evidente que se encuentra en el centro de una gran ciudad.

Los edificios son viejos, las tiendas no muy sofisticadas, pero aun así resulta agradable. Alzando la vista, se pueden ver algunas ramas llamando a los balcones de los vecinos, que se encuentran abiertos y a menudo decorados con pequeños maceteros que acompañan el toque salvaje y fresco que tiene la calle.

Está llena de coches aparcados a ambos lados de la calzada y las aceras son amplias, pero sin embargo no parece tener gran cantidad de tránsito, claro que no es hora punta. Al fondo se intuye el vaivén de coches que cruzan la Ronda, que es clave para acceder a las zonas periféricas de Madrid.

Es una calle lo suficientemente preparada para albergar a cantidad de viandantes, pero solo encuentro pequeños grupos de señoras agolpadas a la entrada de una modesta tienda de comestibles y solitarios señores.

Desde hace algún tiempo algo ha cambiado en esta calle.  A la altura donde antes había las persianas viejas de una tienda de autoservicio ahora hay una pared de ladrillo sin aberturas. Unas señoras descendían calle abajo cargando la típica silla a rallas azul y blanca, pero no parecen turistas, además no es tiempo de piscina. Solo alcancé a escuchar que cuando la tarde cae y la luz se vuelve ténue, algo pasa.

Es la casa de María, es la casa proyectada.


Contexto

Escrito por arquirenes 24-02-2014 en Proy_V. Comentarios (0)

plano-200-presentaci-in1.jpg

Moodboard_2

Escrito por arquirenes 24-02-2014 en Proy_V. Comentarios (0)

moodboard-ii.jpg


Montaña Tindaya Proyect _Eduardo Chillida (Pinterest)

Escenografía de Dogville_Lars Von Trier (Pinterest)

Pabellón de Polonia_Krzysztof Wodiczko. Bienal de Venecia (Plataforma Arquitectura)

Foco luminoso de pared_Proyectos III, UA (Imagen propia)

 Gateway_Norman Foster. Bienal de Venecia 2012 (Plataforma Arquitectura)

Oficinas Spicebok_Nendo. Yokohama, Japón. 2013 (Plataforma Arquitectura)

Farming-net lamp_Nendo.


Novenobe

Escrito por arquirenes 17-02-2014 en Proy_V. Comentarios (0)

El molesto ruido del  carrito del afilaor anunciaba las siete.

Las mañanas de los lunes solían comenzar con energía en el número 9 de la calle Jaén. Era habitual ver a los niños salir de casa con prisa para no perder el autobús del colegio y adultos trajeados que cruzaban el rellano, con maletines de piel en mano y una expresión de hastío en la cara.

Comenzaba a despertar el edificio. Se oía el levantar de persianas en cascada, el vaivén del ascensor con los trastos de la limpieza y ajetreo en las despensas.

A la señora del 9ºB le gustaba este momento y no tardaba en asomarse al patio, antes de comenzar su día. Se trataba de una mujer de edad media y recientemente desplazada de su pueblo natal. Cuando se mudó a la gran ciudad, desde hacía algunos años, se dedicaba a vender los productos de belleza y cosméticos Avon. Pensó que sería por poco tiempo, pero tenía buenos ahorros y le aportaba un ingreso suficiente para sus necesidades. Además, resultaba cómodo ya que le permitía hacerlo desde su propio sofá y siempre podía aprovechar algunas horas para los recados convenientes o poner orden en la casa.

Una vez concluida la escasa jornada de los lunes por la mañana, la señora del 9ºB, sin mucho entusiasmo, tomó el barreño que le esperaba encima de la lavadora.

Mientras ordenaba la ropa en el tendedero,  recordó, que tenía que bajar a pedirle al conserje que le echara un vistazo a la luz de su entrada, pues llevaba unos días parpadeando sin cesar.

Casualmente, la vecina de en frente también salió a hacer la colada. No tenía un trato muy frecuente con ella, pero sí habían coincidido en alguna reunión. La actividad de la vecina se vio interrumpida, y en su ausencia se le deslizó una prenda patio abajo. Entonces, la señora del 9ºB, con un tono cordial saluda:

-Señora 9ºB: ¡Buenos días vecina! Mientras no estabas se te ha caído esa prenda.

-Vecina: Anda pues es verdad, muchas gracias.

-Señora 9ºB: Me dijo el otro día doña Celia que se despistó y le costó recuperarla. No te demores, es una camisa muy bonita.

-Vecina: Voy a por ella entonces.

-Señora 9ºB: Bien, ya que bajas, ¿te importaría decirle al conserje que suba cuando pueda? Gracias.

Tras mostrarse tan resolutiva y oportuna, se giró a coger otra camisa con media sonrisa, y tranquilamente retomó sus quehaceres.

La señora del 9ºB, representa una forma oportuna e inteligente de usar la información. Además es un recurso habitual hacer referencia a una tercera persona (doña Celia). Por tanto, sirve como estímulo para que la persona a la que se le presenta el caso, elija como posicionarse, manteniéndose firme.

Si hacemos una correspondencia con la realidad, esta comunidad de vecinos puede ser el mundo laboral; la vecina, un cliente; doña Celia, un argumento. La señora del 9ºB, de alguna forma dirige la situación a un intercambio justo. Fuera de una comunidad de vecinos, cada uno de nosotros es la señora del 9ºB. Cuantas más referencias maneje, más podré ofrecer y por tanto incremento las oportunidades.


Huir de lo brillante_Moodboard

Escrito por arquirenes 14-02-2014 en Proy_V. Comentarios (0)